↵prologos.htmlprologos.htmlshapeimage_1_link_0

¿Es este libro una confesión? ¿una declaración? ¿un desahogo? ¿un ejercicio?

Cada hipótesis parece encontrar justificación en este texto siempre diferente, en el que la protagonista , Unica Zürn niña, ella,  aparece como el objeto de estudio de una clase de anatomía corporal y emocional.

Unica Zürn escritora adulta parece señalar con el puntero la intersección de las piernas de la niña Unica y abrirlas sin pudor para que veamos cómo aletea el despertar del deseo. Incluso los sentimientos de la niña Unica parecen numerados en una pizarra, o prendidos con alfileres en un tablero como mariposas muertas, como si no sintieran, aunque, al mismo tiempo parezcan aullar.

Cuando alguien comunica un secreto se produce un trasvase de experiencia: el que lo aprende se introduce en un mundo hasta entonces inaudible, y en él reconoce hasta qué punto el silencio estaba hecho de sonido.

Podría decirse que Primavera sombría es un libro de secretos. No sabemos bien si por la visión que su autora tiene de su salvaje iniciación a la vida, o porque nos resulta imposible no juzgar así la naturaleza extraordinaria de la intimidad que pone al descubierto. Es decir, parece una confesión, aunque tal vez lo que hace Unica Zürn no sea confesarse, y se trate, simplemente, de la reconstrucción de un hecho que la devuelve una y otra vez al punto de partida, que la explica. [...]

←prologos_elhombrejazmin.htmlprologos_elhombrejazmin.htmlshapeimage_2_link_0

4/4

⊙inicio.htmlinicio.htmlshapeimage_3_link_0